EL TIEMPO AVANZA Y LLEGAN NUEVOS REFUERZOS

Sin lugar a dudas los refuerzos que llegaron a Boca Juniors para completar el plantel que afrontaría la gira de 1925, aportaron sus condiciones para el bien del equipo. Manuel Seoane, que pertenecía a El Porvenir, fue el ariete de un ataque profundo y punzante. Su habilidad hizo las delicias de los espectadores europeos. Alternó con regularidad en el puesto de centrodelantero o como insider izquierdo.

Otro tanto hizo Luis Vaccaro, que durante doce partidos fue titular debido a la lesión que afectó a Mario Busso. Fue en centro half seguro que se complementó casi a la perfección con Segundo Médicci y Alfredo Elli.

Cesáreo Onzari fue el wing izquierdo que completó una estupenda línea de ataque. Hábil, veloz, seguro en el momento de la definición, fue el gestor de muchos de los tantos que convirtió Boca Juniors. Octavio Díaz fue el seguro guardavalla que ocupó la valla boquense con el gran arquero Américo Tesorieri. Roberto Cochrane, el zaguero que reemplazó con solvencia a Ramón Muttis y Ludovico Bidoglio cuando alguno de ellos estuvo lesionado. En un encuentro reemplazó a Elli en el puesto de half.

PEDRO CALOMINO ABANDONA EL FÚTBOL

El gran wing de Boca Juniors, abandonó los campos de juego en al año 1924. Tenía una grave enfermedad en su vista (cataratas en su ojo derecho), lo que le impedía jugar en el máximo de su rendimiento. Fue operado al comienzo del año, Pero no se recuperó en la forma esperada. Fue así que decidió retirarse del fútbol activo. Sobre este gran puntero debemos hacer una aclaración sobre su apellido. En la liga de fútbol fue inscripto como Journal. Eso hace que casi todos los escritos sobre el jugador den ese apellido como el verdadero. En realidad era Fournol.

AMÉRICO TESORIERI SE VA DE BOCA JUNIORS

Fines de 1927. La comisión directiva de Boca Juniors decide aplicar una suspensión a los jugadores Bissio, Moreyras y Tesorieri. Distintas posturas en la parte económica hicieron que los dirigentes tomaran estas medidas disciplinarias. Muchos pensaron que eran exageradas. Otros, que debían sentar ejemplos. Entre idas y venidas las penas se levantaron. Pero el único que volvió a vestir la casaca boquense fue Gerardo Moreyras. Bissio continuó su trayectoria en otros equipos. Américo Tesorieri no volvió a calzarse los cortos para jugar en forma oficial. A los 29 años, quizá la mejor edad de los goleros, dejó la valla boquense y de los seleccionados argentinos. "Sólo por unos pesos", lamentó con bronca el simpatizante xeneize. Pero la decisión de Tesorieri fue irrevocable. Y ese sentimiento del hincha también quedó flotando en las palabras de "Merico" cuando tiempo después decía: "¿De qué me sirvió ser diez años figura?". Pocos pudieron contestarle. Atrás, como mudo testigo, estaban las tardes gloriosas, las grandes atajadas, la vuelta en andas de los uruguayos en reconocimiento por su gran actuación, la valla invicta de los sudamericanos del '21 y '24. Atrás quedaba la leyenda del gran "Merico".

ENCUENTROS ENTRE COMBINADOS

Muchos se preguntaban si los éxitos que tenía Boca Juniors podría haberlos logrado estando entre los mejores equipos de las dos asociaciones en un mismo campeonato. No se discutía la jerarquía del plantel boquense, pero sí la valía de sus rivales. claro que, nadie pudo responder en dicho interrogante con certeza. Pero luego de la fusión el equipo de la ribera continuó alternando en los primeros lugares y allí competían todos los equipos más importantes del fútbol porteño.

Pero se puede tomar como referencia un match que disputaron los combinados de las Asociaciones Argentina de Fútbol y la Asociación Amateur de Fútbol. Los equipos se integraron de la siguiente manera: La Asociación Argentina con: Tesorieri; Bidoglio y Muttis; Médici, Vaccaro y Fortunato; Tarascone, Cerrotti, Stábile y Dighero. Los amateuristas alistaron a: Croce; Calandra y Ucrar; Napoleoni, Luis Monti y García; Perinetti, Ochoa, Nolo Ferreira, Bachi y Cruz. El propósito del partido era que la recaudación  del mismo fuera en beneficio de las familias de los jugadores Zavaleta, Ponce y Vaccaro, ex jugador de Racing Club. El Match se llevó a cabo el 17 de enero de 1926, fecha poco propicia para la práctica de fútbol. El triunfo alcanzado por la Asociación Argentina de Fútbol fue contundente. Un 6 a 0 inapelable. Los goleadores fueron: Stábile en tres oportunidades, Cerrotti, Seoane y Dighero los demás tantos. La actuación de ocho jugadores de Boca Juniors en el equipo ganador hace presumir que la duda que citamos al comienzo no tenga demasiado valor.

(Foto) Esta foto corresponde al encuentro que Boca Juniors, por la fecha Nº 27 del amateurismo de 1927, le ganó a Racing Club en
cancha de éste último por 2 a 1 con goles de Domingo Tarascone y Roberto Cherro. Aquí vemos a Fleitas Solich ganando un balón.

UNA GRAN GOLEADA A RIVER

En 1927 Boca Juniors vence en su estadio a River Plate por 1 a 0 con un verdadero golazo, cuya obra de arte fue realizada por el más grande goleador xeneize de todos los tiempos, Roberto Cherro. El 23 de octubre de 1928 los clásicos rivales disputaron una nueva edición de este choque. Los xeneizes alistaron en aquella tarde de la siguiente manera: Merello; Bidoglio y Muttis; Médici, Fleitas Solich, y Moreyras; Penella, Kuko, Tarascone, Cherro y Evaristo. Por su parte el conjunto millonario formó de esta forma: J. Iribarren; Rodríguez y J.C. Iribarren; Malazzo, Goglio y Bonelli; Uriarte, Gondar, Peniche, Locasso y Debatte. La actuación de Boca Juniors fue excelente. En ningún momento dejó que los riverplatenses pudieran armar sus líneas en busca de una defensa que pudiera soportar los embates continuos de esa tromba de jugadores vestidos de azul y oro. Traducido al día de hoy, un verdadero "baile". El resultado fue reflejando claramente la superioridad Boquense. A los tres minutos Kuko cortó un balón para la entrada de Tarascone (el segundo goleador de toda la historia xeneize, detrás de Cherro) que definió a la perfección sobre la salida del arquero, A los 30 minutos Kuko en gran maniobra personal eludió a varios adversarios y cuando quedaba como último escollo el golero, con suave toque por sobre su cabeza aumentó la ventaja. Nuevamente Domingo Tarascone con un violento remate derrotó completamente al arquero riverplatense. Ya en la segunda parte, el trámite del juego mantuvo las mismas características que en la primera mitad. Kuko a los 10 minutos de ese período puso 4 a 0 el marcador. Roberto Cherro a los 25 y 33 minutos, luego de aprovechar dos desinteligencias de la zaga visitante, dio cifras definitivas al marcados por 6 a 0. Una goleada inolvidable.

ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO


Ludovico Bidoglio y Ramón Muttis

Segundo Médici

Conozca todo de ellos en nuestra sección de Biografías >>ENTRAR<<


COSAS DE LA VIDA DE XENEIZE

Corre el año 1928. Se enfrentan Boca Juniors y Almagro. Para los visitantes sacar cuando menos una igualdad significaba una verdadera hazaña. Pensar, para ellos, en una posible victoria era lo mismo que tocar el cielo con las manos. Para este enfrentamiento, y por supuesto para lograr la hazaña, los almagrenses tomaron ciertas precauciones para no ser superados por su rival. El arquero, de nombre Parodi, no era demasiado seguro en los tiros de larga distancia y, mucho menos, si éstos eran potentes. De solo pensar que merodeando su área estaría Domingo Tarascone no era absurdo pensar en una goleada catastrófica causada por las andanzas de "El Dinamitero". Es por ello que los defensores le recomendaron que cada vez que tomara el balón "Tarasca", se afirmara bien en el piso para poder estirar y desviar el balón. Hecha esta recomendación, ya en el partido, Parodi, cada vez que Tarascone tomaba el balón, se afirmaba en sus tablones para volar. El goleador comenzó a probar hacia la valla sin mucho éxito. Sus remates pasaban lejos de los tres palos. Pero para que sus compañeros le tuvieran confianza, Parodi igual se arrojaba en forma aparatosa. Pero éstos siempre repetían: "Va a acertar. Patea como una mula...". Pasó el primer tiempo 0 a 0. Quince minutos del segundo y nada nuevo. Los tiros de "El Dinamitero" no encontraban la valla. Parodi tranquilo. Media hora del segundo tiempo y ya Tarascone no insistía con sus cañonazos. Final del partido y Boca gana por tres a cero. Los tres goles los convirtió Tarascone (el segundo goleador de la historia de Boca Juniors) con tres impecables cabezazos realizados desde corta distancia. Todos los reproches para Parodi.

**********

Los jugadores xeneizes tenían una treta para sacar ventaja sobre sus rivales. por supuesto que su calidad alcanzaba para superar a sus adversarios pero por las dudas se las ingeniaban para sacar una mayor. Cuando terminaba el primer tiempo, los xeneizes se preocupaban exclusivamente en conseguir el balón para llevarlo a su casilla. Allí lo ponían debajo de la canilla de agua durante todo ese tiempo. ¿Cuál era la ventaja?. Nadie lo puede explicar con certeza. Lo cierto es que maniobrar con esa esfera era poco menos que imposible. Y cada remate de los delanteros del conjunto de la ribera era incontenible para los goleros rivales.

**********

Jugaban un encuentro amistoso Boca Juniors y Sportivo Barracas. Felipe Cherro, hermano de Roberto, se alistaban en el equipo auriazul, por lo cual "Cabecita de Oro" no quería en ese encuentro conquistar ningún gol para evitar posteriores rencillas entre hermanos. Al comienzo del partido Roberto le indicó a Kuko que jugara sobre el sector izquierdo, para ocupar él la plaza de insider derecho, posición que le era incómoda. Cuando se cumplía media hora de juego, Boca ganaba por 2 a 0, los dos tantos logrados por el inolvidable entreala. Ya en la segunda parte Cherro jugaba a media agua para no acercarse al área. Pero, para sus males, la siguió metiendo. Primero fue un tiro largo que tomó descolocado al arquero y se introdujo mansamente en la valla.  Cuando vio que la pelota ingresaba se tomaba la cabeza. Y no tuvo más remedio que convertir otro gol cuando restaban pocos minutos para finalizar el cotejo. Cuando la familia Cherro cenaba, nadie abrió la boca, por las dudas.



Estadio de Boca Juniors (1929)

BODAS DE PLATA

Una concentración de ilustres pioneros y ex jugadores del club al cumplir Boca Juniors sus bodas de plata, el 5 de abril de 1930. En la vieja cancha de Brandsen y Del Crucero se han reunido. De pie: EMILIO BONATTI, JUAN PRIANO, AGUSTIN PASTOR, LUDOVICO DOLLENS, BASURTO (*), ELOSIO, ROLDAN, MONTI (*), ATILIO SANA, A. BRICCHETTI (*). TEODORO FANEGA. En primera fila: ENRIQUE BRICCHETTO, CAMILO RAFFO (*), ARTEMIO CARREGA, MARCELINO "CHINO" VERGARA, PATRICIO PENNEY, JUAN A. FANEGA y FRANCISCO FUENTES. Los señalados con (*) no fueron jugadores el resto sí.

TODOS QUIEREN JUGAR AMISTOSOS CON BOCA JUNIORS

Durante este período fueron muchos los clubes del interior que cursaron invitaciones para que Boca Juniors, sin dudas el más prestigioso equipo del momento, se presentara en sus provincias para medir fuerzas. Es así que el 8 de febrero de 1931 se presenta en Santa Fe enfrentando a Unión a quien vence por 5 a 1. El 22 del mismo mes se presentó en Córdoba para cotejar con Instituto Central Córdoba a quien supera por 3 a 1. El 1 de marzo de este año derrota a Defensores Unidos de Zárate por 5 a 1. El 12 de abril se presenta en Azul para enfrentar al crédito local, Azul Atletic Club, logrando una amplia victoria por 8 a 0, desplegando todo su poderío.

En el '32, el 3 de enero, se mide en Bahía Blanca ante Olimpo de aquella ciudad y lo derrota por 6 a 2. El 6 del mismo mes se presenta en Mar del Plata ante Mitre y es derrotado por 4 a 3. El 1 de febrero vence al combinado Marplatense por 2 a 1 en un encuentro ardorosamente disputado. Esos partidos amistosos servían para probar a las adquisiciones que se realizaban y a los jugadores que promoverían en el curso de la temporada.

EL ÚLTIMO GRITO DE DOMINGO TARASCONE

Se jugaba la fecha Nº 32 del campeonato de 1932. Fue esa una tarde negra para los xeneizes que enfrentaron a Estudiantes de La Plata, en La Plata. El equipo perdió 4 a 1 y Ludovico Bidoglio resultó gravemente lesionado luego de chocar con el centrodelantero Zozaya. El saldo negativo de esta jornada no vale destacarlo más aún.

Ese encuentro sirvió para que Domingo Tarascone "Tarasca" convirtiera su último gol en la primera de Boca Juniors. Fue una cortada puesta por Varallo y la entrada rauda del goleador fue terminada con su toque suave sobre la salida del arquero. Boca se ponía en ventaja, pero no podía resistir la desventaja numérica ante su rival. "Tarasca" no volvería a encontrarse con la red. Ocho habían sido los goles que había convertido en esa temporada. En la siguiente jugó un partido y no conquistó ningún tanto. Esa fue la despedida de "El Dinamitero" xeneize de la década del '20. Su lugar lo ocuparía a partir de entonces Francisco "Pancho" Varallo, a quien Tarascone aconsejó ser colocado como centrodelantero.

(Foto) Domingo Tarascone en todo su accionar. Es el segundo goleador de la historia xeneize detrás de Roberto Cherro.

ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO

(Foto izquierda)
La estampa de Pedro "Gallego" Arico Suárez, uno de los símbolos del Boca arrollador de los años '30. Personalidad y categoría.

(Foto derecha)
Roberto Cherro, un crack con todas las letras. Un conductor verdaderamente magistral, con gran poder de definición. Era el socio de Francisco "Pancho" Varallo.
Cabe hacer una aclaración muy importante porque todos los medios no lo dicen o informan erróneamente. Cherro fue el máximo goleador de toda la historia de Boca Juniors y no Varallo como la gran mayoría dice. "Pancho" es hasta hoy el máximo scorer pero en la era profesional y Boca Juniors nació en 1905 y no en 1931 cuando comenzó el profesionalismo. Domingo Tarascone es el segundo goleador de todos los tiempos y tercero sí, Francisco Varallo.

Conozca todo de ellos en nuestra sección de Biografías >>ENTRAR<<

Roberto Eugenio Cherro


COSAS DE LA VIDA DE XENEIZE

El 6 de marzo de 1933 se fue un pedazo de Boca Juniors. Nadie esperaba tal desenlace. A los 45 años de edad fallecía Luis Cerezo. No es mérito alguno repetir los méritos sobre la importancia que tuvo este hombre para el crecimiento constante de la institución. Hondo pesar causó la desaparición de este pionero boquense, siempre al servicio del club. Una vida azul y oro. Con la casaca o con la habilidad necesaria para conducir los destinos de la entidad. En su corazón estaba gran porte de la historia de los xeneizes.

**********

Ludovico Bidoglio fue nombrado como conductor de los primeros planteles de la institución en 1932 debido a su brillante trayectoria como jugador. El inolvidable "Vico" cumplía las tareas de asesor, ya que gran importancia tenía sus consejos para los jugadores debido  a sus muchos conocimientos de fútbol. Mario Fortunato era el entrenador de primera división y de las demás divisiones profesionales. Se le encomendó a Segundo Médici el cuidado de las divisiones amateurs, fuente de donde saldrían muchos de los futuros cracks xeneizes.

**********

No solo estos hombres gloriosos de  de un pasado cercano cumplían funciones para con el club sin cobrar un solo peso. Alfredo Garassino y Américo Tesorieri eran encomendados para observar con detenimiento a los jugadores que venían a probarse en el club. Cuando en 1932 Domingo Tarascone abandonó la práctica de fútbol, se dedicó con ahínco a la búsqueda de nuevos cracks. La palabra de estos ex jugadores era siempre tenida en cuenta por los directivos que en más de una oportunidad requirieron de sus consejos para contratar nuevas figuras para enriquecer sus planteles.

**********

Quizá ésta haya sido la más importante contratación que haya realizado desde que se inició el profesionalismo. Con mucho ruido se trajeron otros jugadores a principio de 1932, pero su llegada estuvo envuelta por un silencio llamativo con el tiempo. Es que tal fue el brillo que alcanzó el paraguayo Delfín Benítez Cáceres, que de haberse previsto ese rendimiento muchos hubieran sido los críticos de la época que se hubieran hecho eco de su arribo. Ya en la idolatría, los dirigentes xeneizes se vanagloriaron por la adquisición realizada por una cifra mínima que fue largamente retribuida en goles.

**********

Un caso insólito se produjo la tarde de 1932 cuando Boca Juniors fue derrotado en su estadio por Estudiantes de la Plata. Los platenses vencían por 2 a 0 y el desempeño del árbitro del cotejo no conformaba para nada a los simpatizantes boquenses. Nuevamente el juez sanciona la falta dudosa, que es resistida por el público. En ese momento y ante el estupor de los presentes ingresó a la cancha un menor esgrimiendo en sus manos un botín y se acercó al señor Riestra para demostrar su desacuerdo con la actuación que estaba cumpliendo. El árbitro tenía una talla de aproximadamente dos metros y el "agresor" le llegaba a la cintura. La actitud del menor finalizó cuando la policía acompañó su salida a la cancha ante los diversos comentarios de la parcialidad.


NO SIEMPRE LOS PERGAMINOS SON GARANTÍA

En la segunda fecha del campeonato de 1931, el paraguayo Manuel Fleitas Solich vistió por última vez la casaca de Boca Juniors para retornar a su tierra natal. El puesto fue encomendado a Cataldo Spilate, jugador que provenía de Newell's Old Boys de Rosario precedidos de notables pergaminos. Sin embargo, en el club de la ribera no tuvo los rendimientos esperados y para hada justificó las expectativas que se tenían sobre él. Muchas fueron las jornadas en que se le dio la oportunidad y no llegó a conformar. Cuando promediaba la segunda rueda del campeonato Cayetano Silenzi lo reemplazó. Su labor fue satisfactoria aunque nunca gozó del aprecio de los simpatizantes boquenses, demasiado exigentes para muchos. En el '32 fue Mariani otro que intentó sin éxito cubrir tan importante plaza. Las figuras de Mario Busso y "Mariulo" Fortunato pesaban en el presente.

(Foto) Cataldo Spitale vino de Rosario para reemplazar
a Fleitas Solich, y a pesar de haber tenido buenos
desempeños no consiguió afirmarse, lo que pocos
adjudicaron a su manera de ser.

ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO

FLORENTINO VARGAS

 

(Foto izquierda)
Florentino Vargas era un cordobés ligero y
metedor en el área que logró muchos tantos
cuando debutó en el primer equipo. Después
partió, apenas Varallo se asentó como titular.

MERELLO

 

 

(Foto izquierda)
Merello fue el hombre que debió enfrentarse ante la
leyenda del "Gran Merico" que se había retirado. Si
bien tenía condiciones debió padecer la imagen del
ídolo sobre sus hombros.

DONATO PENELLA

 

 

(Foto izquierda)
En la punta derecha o en el centro del ataque,
Donato Penella siempre aportó su regularidad
y efectividad.

(Foto) Florentino Vargas convierte los dos goles a Racing Club en el primer clásico del profesionalismo.
El encuentro se jugó el 19 de julio de 1931 y el resultado final fue 2 a 1 para los xeneizes.
Ese año Boca Juniors se consagró campeón.


COSAS DE LA VIDA DE XENEIZE

Varios fueron los jugadores extranjeros que integraron los equipos boquenses en esta período. En el '34 llegó Munt, un centrodelantero paraguayo, que tenía fama de buen jugador y estaba llamado a ser el reemplazante obligado de Fleitas Solich en la selección guaraní. Sin embargo en la ribera no revalidó tantos buenos pergaminos y quedó relegado a la división intermedia , donde sólo llegó a confrontar. Aún más desafortunado fue su paso fugaz que por el '36 tuvo otro paraguayo, Pedro Osorio, que muchos anunciaban como el compadre ideal para Benítez Cáceres. Un chileno, Lucco, es el que completa la lista de extranjeros en esta ocasión. Si bien era hábil y veloz, nunca llegó a satisfacer  a pleno para adueñarse del puesto. Muchos le adjudicaban temor cuando los rivales iban a disputar una pelota con fuerza. ¿Cuál podía ser el destino de un jugador así, dentro de un equipo con garra como Boca Juniors?

**********

Finalizaba el torneo de 1934. Se jugaba la última fecha y ya Boca Juniors se había consagrado campeón de la temporada con anticipación. El rival de turno era Huracán, en la cancha de Parque Patricios. Sin mayores motivaciones, el encuentro tuvo un ingrediente para los xeneizes: tenía que alcanzar la barrera de los cien goles en un campeonato, cifra que había logrado en 1927 en la última jornada. Roberto Cherro, a los siete minutos de iniciado el encuentro, cortó una pelota para la entrada de Cusatti, quien superó en velocidad a su marcador y despidió un violento remate que fue más allá de la estirada del golero. Con ese tanto los boquenses alcanzaron los 100 goles. En la segunda parte, nuevamente la maniobra se repitió y tuvo igual epílogo. Los tantos convertidos por los xeneizes fueron 101, pasando a ser, de esta manera, uno de los pocos conjuntos que en el profesionalismo pasó esa barrera de los 100 goles.

**********

Debutó en la primera de Boca Juniors el 25 de mayo de 1935. Esa tarde fue el resultado absoluto del conjunto que superó como local a Lanús por 3 a 1. Muchos pensaron que sería a partir de entonces el titular del equipo, pero no fue así, por la poca suerte de Providente, quien había demostrado grandes condiciones para jugar en el primer equipo. Es que los titulares inamovibles eran Benítez Cáceres, Varallo y Cherro, ¿y quién los podía desplazar de la titularidad?. El joven goleador debió conformarse con alternar en el primer equipo cuando algunos de esos hombres sufría lesiones y no podía jugar el correspondiente encuentro. Lo hacía con mucha efectividad, señalando 10 tantos en los pocos partidos que jugó ese año. Era el cuarto goleador.

**********

Algo similar a lo que sucedió con Providente le pasó a dos insider de grandes cualidades que no consiguieron ser titulares, a pesar de tener sobrados méritos. Los dos se caracterizaban por su buen manejo con el balón, pero había en sus formaciones físicas grandes diferencias. Benavídez, que había llegado de Tigre, era moreno y obeso; y Baztarrica que arribó proveniente de Atlanta, poseía un físico privilegiado y tez blanca. También en su juego había características  que los diferenciaban. Mayor contundencia en el primero, mayor ductilidad como armador en el segundo. Si bien cuando integraron el primer equipo cumplieron buenos desempeños, no se afirmaron en el primer equipo. Claro que se desquitaban en lo lindo de los partidos de intermedia, donde tramaban maniobras que hacían explotar a la número 12.


ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO

(Foto arriba) Moisés (Foto derecha) Bibí
(Brasileños en Boca Juniors allá por 1934)

1935 Y UNA GIRA POR BRASIL

Tal como había sido prometido por los dirigentes a los jugadores que en caso de que se clasificaran campeones en el torneo anterior se disputarían una serie de partidos en Brasil, como premio a la labor cumplida por los players, se convinieron 5 encuentros para disputar en ese país. El primer partido se disputa en Río de Janeiro ante Botafogo presentándose la siguiente alineación: Yustrich; Alves Do Río (en la segunda parte Valussi) y Bibí, Vernieres, Lazzatti y Arico Suárez; Zatelli (luego Sánchez), Benítez Cáceres, Varallo, Cherro y Cusatti. Un cómodo triunfo obtuvo en su  primera presentación en las tierras brasileñas que refleja el 4 a 0 final. Zatelli abrió el marcador que luego aumentaría en tres ocasiones Varallo. El juego del "Cañonsito" causó agrado a los dirigentes cariocas que inmediatamente solicitaron condiciones a sus pares argentinos por el crack. Toda oferta fue desestimada ya que los dirigentes xeneizes se opusieron en todo momento a la venta del goleador. Una semana más tarde igualó ante Vasco Da Gamma en tres tantos por bando, goles logrados por Cherro en dos oportunidades y Varallo en una veloz corrida. Una sola variante presentó en esa oportunidad: Benavídez suplantó a Zatelli.

El 3 de febrero enfrentó a São Cristobal, a quien derrotó holgadamente por 6 a 1. Escasa fue la resistencia que opuso el conjunto local al mejor dispositivo de los xeneizes que rápidamente sacaron ventajas en el marcador. La alineación fue la siguiente: Pardiez; Valussi y Succo; Pozzo, Silenzi y Martínez; Sánchez Benavídez, Benítez Cáceres, Baztarrica y Cusatti. Los goles fueron conseguidos por Benítez Cáceres, Benavídez en 2 ocasiones, Baztarrica, Sánchez y Silenzi. En la cuarta presentación igualaron 1 a 1 con el Palestra Italia con tanto conseguido por Benítez Cáceres. En su despedida de Brasil enfrentó a Flamengo quien lo derrotó por 2 a 0 en la más floja actuación que haya tenido el conjunto argentino en ese país.

ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO

(Foto arriba) Domingos Da Guía, vino de Uruguay, era lento, pero elástico en sus movimientos y seguro para los quites.

(Foto izquierda) Delfín Benítez Cáceres. Goleador paraguayo de gran efectividad. Convirtió nada menos que 116 tantos con la azul y oro.

EL EQUIPO DE TODOS LOS TIEMPOS

Muchas veces el hincha siente deseos de trazar comparaciones con otros conjuntos, lo que sirva para elaborar un ranking de los mejores equipos de todos los tiempos. Sin lugar a dudas, Boca Juniors está llamado a formar parte de estas encuestas por los grandes logros que obtuvo en todo su historial. Varios son los elencos campeones de la entidad de la ribera que entran en esa discusión.

Quizás es bueno detenerse  en las palabras del viejo boquense que guarda en sus retinas la imagen de varios equipos que alcanzaron estrellas. "El mejor equipo de Boca fue el campeón de 1935" aunque en su afirmación deja dudas cuando recuerda el del '26. Sin embargo son muchos los que repiten esa frase. Es que tal era el poderío demostrado por ese conjunto que son pocos  los que no le dan ese lugar. Era un gran equipo, conformado por grandes individualidades y un excelente funcionamiento de conjunto. Con la misma base del campeón de 1934, se enriqueció aún más con la llegada de Domingos da Guía y Valussi, quienes terminaron con los problemas en la zaga. Dos halves de categoría como vernieres y Arico Suárez, alternando con Antonio Martínez, tan eficaz como aquellos. Un centro medio de la categoría como Ernesto Lazzatti, pieza de gran importancia para el balanceo defensivo-ofensivo. Un terceto de ataque que está entre los mejores de todos los tiempos: Benítez Cáceres, Varallo y Cherro. El ala izquierda estaba encomendada a Cusatti. En el sector derecho alternaban indistintamente Tenorio, Zatelli o el chileno Lucco. Estos hombres conformaron una base que en sólo tres oportunidades pudo ser superada en resultados, manteniéndose 31 encuentros sin perder, de los cuales 16 fueron en forma consecutiva.

Estas estadísticas sin quitarle méritos a los otros conjuntos campeones de la entidad, le dan razón a las palabras del viejo hincha cuando dice: "El mejor Boca fue el campeón del '35...".

Si usted quiere votar El Equipo de todos los Tiempos en Informe Xeneize haga clic aquí >> ENTRAR <<


(Foto) Juan Elías Yustrich sale rápidamente y corta una jugada de peligro
para la valla xeneize. El arquero cumplió brillantes actuaciones, obteniendo la idolatría de la número doce

1936 UN AÑO CON
POCAS LUCES

Como era de esperar, los dirigentes se mostraron conformes con el brillante desempeño que había cumplido el plantel boquense en la temporada anterior y pocas fueron las incorporaciones que realizó a lo largo del torneo. Al comienzo de la Copa de Honor, uno de los dos torneos que se disputaron ese año con el sistema de una sola rueda, la única adquisición que se realizó fue la del paraguayo Pedro Osorio que tendría un paso tan fugaz como desafortunado en el club de la rivera. El delantero guaraní debutó en la primera fecha del torneo cuando Boca recibió en su estadio a Gimnasia y Esgrima La Plata. Un empate que selló "El Machetero" Benítez Cáceres, luego de estar gran parte  del encuentro en desventaja. La formación auriazul fue la siguiente: Juan Elías Yustrich; Domingos Da Guía y Víctor Valussi; Vernieres, Ernesto Lazzatti y Arico Suárez; Tenorio, Francisco Varallo, Benítez Cáceres, Pedro Osorio y Cusatti. En la segunda presentación vuelve al equipo titular el efectivo Providente en lugar de Osorio logrando el primer gol con que Boca derrotó a Talleres por 2 a 1. Aníbal Tenorio fue el otro goleador. En la tercera jornada  cae luego de 17 años en su estadio, ante River Plate, volviendo aquella tarde al primer equipo el Roberto Cherro en lugar de providente. "Cabecita de Oro" logró el primer tanto para Boca Juniors y Benítez Cáceres puso a tiro del empate al equipo de la ribera que, finalmente, no se cristalizó. 3 a 2 fue el triunfo para los riverplatenses.

En la fecha siguiente iguala con San Lorenzo 1 a 1, presentando es tarde dos variantes. Mesa hizo su debut al reemplazar a Vernieres y Troncoso ocupó el ala izquierda del ataque en lugar de Cusatti. Tenorio, a poco de finalizar el primer tiempo igualó el marcador. Haciéndose presente por primera vez en el año en la red, y dos veces el "Cañoncito" Varallo dio la victoria de Boca ante Vélez Sarsfield por 2 a 0. Providente y Vernieres volvieron a jugar en lugar de Troncoso y Arico Suárez, pasando Mesa como half izquierdo. A los 13 minutos de haber debutado en la primera de Boca, Sanz abrió la cuenta ante Platense, ocupando la plaza de Cherro. Benítez Cáceres y Providente cerraron un 3 a 0 importantísimo como visitante. Inesperado empate consigue como local ante Atlanta en dos tantos por bando logrados por Providente y Benítez Cáceres. Tomás Garibaldi reemplazó a Varallo, pasando Tenorio a la punta derecha. Otro empate poco esperado obtuvo la tarde del 24 de mayo cuando visitó a Quilmes en el sur. 1 a 1, con gol conquistado por Benítez Cáceres a los 11 minutos del final. La formación auriazul esa tarde fue la siguiente: Yustrich; Marante y Valussi; Vernieres, Lazzatti y Arico Suárez; Lucco, Benítez Cáceres, Providente, Troncoso y Tenorio. Decir que se sintieron las ausencias de jugadores claves en el funcionamiento del conjunto es un hecho obvio. Con tres cambios derrota a Independiente como local por 2 a 0, tantos conseguidos por Cusatti y Tenorio. El primero de ellos reemplazó al chileno Lucco, pasando el último al sector derecho del atacante. Varallo ingresó por Troncoso y Menéndez suplantó a Marante.

ELLOS TAMBIÉN VISTIERON LA AZUL Y ORO

(Foto izquierda)
Mario Pereyra fue uno de los defensores que adquirió Boca para ocupar los puestos de zagueros. Sin muchos recursos técnicos, cumplió discretos desempeños en el primer equipo.

(Foto izquierda)
Tosoni fue uno de los valores que fueron promovidos a primera división y que sin embargo no tuvieron mayor éxito.

(Foto izquierda)
Edmundo Piaggio formó parte del plantel auriazul hasta comienzos de 1937. Ya en los últimos tiempos militaba solo en intermedia.

1937 BUEN COMIENZO E IRREGULAR FINAL

En la primera jornada enfrentó a Atlanta en su estadio de Brandsen y Del crucero, alistándose de la siguiente manera: Yustrich, Domingos Da Guía y Menéndez; Martínez, Lazzatti y Arico Suárez; tenorio, Varallo, Providente, Cherro y Cusatti. Dos veces Providente aseguró la victoria de los xeneizes por 2 a 1. Sin embargo el desempeño cumplido por los auriazules no conformó en absoluto y la mínima victoria se logró en parte por la brillante actuación que desempeñó Yustrich y la electricidad del delantero. No más reconfortante fue la segunda presentación en el torneo oficial cuando como visitante igualó con Talleres en dos tantos por bando, con la presencia de Alberto González en lugar de Providente, que parecía condenado a no llegar a la titularidad. Cherro y Varallo fueron los scores boquenses. El 18 de abril obtuvo una contundente victoria sobre gimnasia y Esgrima La Plata, por 5 a 1 lo que sirvió para despejar las dudas sobre cuál era el verdadero rendimiento que podía alcanzar el primer equipo. Aquella tarde Wilson reemplazó a Menéndez, Cuenya a Martínez, Gaspari que esa tarde debutó en la primera xeneize hizo lo propio por Cusatti pasando Tenorio al sector izquierdo y Providente suplantó a Alfredo González. Este último fue el autor del gol de la apertura y cierre del marcador en tanto el "Cañoncito" se hizo presente tres veces en la red, cristalizando una

brillante actuación del equipo y quizá sea ésta la mejor de toda la temporada. Otra buena actuación cumple el día que vence como visitante a Racing Club por 4 a 3, con la novedad de Safía en lugar de Tenorio.

(Foto arriba) La delantera de River carga y Yustrich, como era su costumbre, sale y contiene fuera de su área chica. Lazzatti, por las dudas, le da una ayuda a su golero

Esa tarde el desenvolvimiento de los delanteros fue impecable creando además de los cuatro tantos claras situaciones de gol que de haberse concretado hubieran elevado las cifras finales hasta picos inesperados. Nuevamente el "Cañoncito" Varallo fue el goleador con tres conquistas y providente cerró la cuenta. Otro triunfo abultado pero ajustado a la vez logró en su estadio cuando derrotó a Vélez Sarsfield por 5 a 4. Manteniendo la misma formación su línea ofensiva cumplió una buena faena, no así  a última línea que sucumbió a causa de graves desencuentros en su zaga. Providente dos veces, Gaspari, Lazzatti y Sofía fueron los goleadores xeneizes. con este triunfo los boquenses se ubicaron en la segunda colocación a un punto de Huracán que había vencido en todas sus presentaciones.

En la sexta jornada, con varios cambios, perdió su condición de invicto en el torneo ante San Lorenzo de Almagro como visitante, al ser vencido por 4 a 2. La alineación fue la siguiente: Savazzini; Marante y Wilson; Cuenya, Lazzatti, Mariscotti; Gaspari, Varallo, Providente, Cherro y Sofía. Providente , que de esta manera se había afianzado en el primer equipo y Cherro, convirtieron los goles boquenses. Obtiene un cómodo y holgado triunfo ante Argentinos Juniors en su estadio por 7 a 0. Vuelven esa tarde Yustrich y Martínez saliendo Savazzini, Cuenya y Mariscotti. Gaspari con tres goles fue el máximo goleador de la jornada, siguiéndole Providente con dos y Sofía y Varallos con un tanto cada uno. A esta altura el equipo había evidenciado un contundente ataque pero un inseguro andar en la línea defensiva que hacía inestable el andar del conjunto. Lo que siguió del torneo fue con irregularidades y logró un tercer puesto esa temporada.


(Foto) Izquierda Providente, derecha Varallo. Esta foto corresponde al encuentro que Boca Juniors le ganó como visitante a Racing Club por 4 a 3 el 2 de mayo de 1937 con tres goles de Varallo y uno de Providente.


COSAS DE LA VIDA DE XENEIZE

Cuando Francisco Providente fue transferido a Flamengo de Río de Janeiro, muchos de los simpatizantes boquenses se disgustaron con los dirigentes ya que el jugador siempre que fue llamado a formar parte del primer equipo cumplió muy buenos desempeños, y por sobre todas las cosas, había logrado muchos goles importantes en los pocos encuentros que jugó como titular. Se fue a brasil justo en el momento que podía adueñarse del puesto ya que Benítez Cáceres  tenía problemas con los dirigentes, Varallo sufría una lesión de la cual no podía recuperarse y Cherro estaba dando sus últimos esfuerzos por la divisa azul y oro. Claro, que después de tantas postergaciones, darle el pase a otra entidad donde se convirtió rápidamente en figura principal, fue el premio a su tesón y buena voluntad, por mantenerse ligado a la institución.

**********

"El Machetero" tuvo un largo enfrentamiento con los directivos lo que hizo que se mantuviera alejado del primer equipo durante la mayor parte de 1937. El año siguiente, cuando los dirigentes comprobaron que uno de los problemas más graves que tenía el conjunto xeneize era la falta de gol, trataron por todos los medios que el paraguayo retornara para ocupar la plaza de centrodelantero. El arreglo se produjo y Benítez Cáceres volvió al primer equipo convirtiéndose en el goleador boquense en esa temporada. Pero los conflictos volvieron a producirse y la salida habría de ser la venta de scorer al Racing Club. Allí durante dos temporadas seguiría confirmando sus dotes de goleador.

**********

Arcadio López había mantenido un desempeño poco productivo en Ferro Carril Oeste cuando fue adquirido para formar parte de las filas boquenses. Pocos pensaban que podía mejorar sus performances en el club de la ribera. Pero se equivocaron de lleno. Una vez que debutó en primera división se adueñó del puesto derecho de la línea de half e incluso en el sector izquierdo cuando Arico Suárez salía del conjunto. Su regularidad era su mayor virtud. Su rendimiento no tenía alteraciones partido tras partido, pero era seguro y efectivo en la marca no dejando escapar a los wings. Algunos simpatizantes de buena memoria y más años trazaron comparaciones con Alfredo López, aquel célebre half que defendió los colores azul y oro allá por 1920.

**********

Francisco Shon fue uno de los extranjeros que defendieron los colores boquenses. Fue llamado Sas ya que su apellido era de difícil pronunciación. Húngaro de nacimiento, conformó ampliamente con su rendimiento. Podía jugar en cualquiera de las dos puntas con igual eficacia gracias a su buen manejo del balón con ambas piernas. Lucía por su fuerza y velocidad, aunque no era un despreciado por la técnica. De buen remate con la pierna izquierda, logró muchos goles mediante la ejecución de su disparo. Claro que no fue la solución a los problemas de un ataque anémico. Quizá de haber estado unos años antes hubiera alcanzado una mejor dimensión.

**********

Cuando Yustrich fue transferido a Gimnasia y Esgrima La Plata, la búsqueda de un arquero de primera línea fue la meta de los encargados de los planteles auriazules. la mirada se orientó hacia Parque Patricios donde desde hacía dos temporadas se venía destacando Juan Estrada. No fueron demasiadas las trabas para que la operación se realizara cuando un allegado aconsejó que también fuera adquirido el arquero suplente. Los dirigentes dudaron en un primer momento pero finalmente accedieron. Claudio Vacca pasó a la entidad de la ribera, cumpliendo brillantes desempeños que lo llevarían a vestir la casaca nacional. Sin dudas éstas fueron dos adquisiciones valiosas por los resultados que dieron estos arqueros a Boca Juniors.



(Foto) Los gestos tranquilos de los hombres boquenses en la intimidad del vestuario,
momentos antes de la disputa de dos valiosos puntos. Están: Vacca, Gandulla, Ibáñez,
Arico Suárez y Aníbal Tenorio. Un gran equipo.

VUELVE LA GLORIA EN 1940

En la primera jornada del certamen de 1940 juega como local en cancha  de Ferro Carril Oeste ante Tigre, con el debut de todas sus adquisiciones formando de esta manera: Estrada; Ibáñez y Valussi; Viana, Angeletti y Suárez; Tenorio, Carniglia, Sarlanga, Gandulla y Emeal. A los cinco minutos de haber comenzado el encuentro Luis Carniglia puso en ventaja a Boca Juniors, lo que hizo presumir un encuentro favorable para el equipo por entonces ganador. Sin embargo no fue así, ya que el conjunto azulgrana igualó el marcador y pasó al frente en el marcador a pocos minutos del segundo tiempo. El andar de los xeneizes tuvo una sola meta, la valla rival. El vértigo hizo que el ataque perdiera precisión. A los 35 minutos del segundo tiempo Gandula empató el partido, y faltando 3 minutos para el final, Aníbal Tenorio convirtió el tanto de la victoria.

En la segunda fecha visita a San Lorenzo con quien empata en dos tantos, sin presentar modificaciones en su alineación. Emeal y Gandulla fueron los goleadores en este partido. En la tercera fecha empata con Ferro Carril Oeste, haciendo las veces de local en el estadio de este equipo. El score fue Sarlanga, siendo este tanto el que abrió su larga serie goleadora con la azul y oro. Penas debutó esa tarde, reemplazando a Viana, en tanto que Alfredo González hizo lo propio con

Carniglia. En la cuarta jornada Boca ganó puntos a Banfield, que estaba suspendido por decisión del máximo tribunal de la AFA. El 5 de mayo derrotó a Chacarita Juniors, haciendo las veces de local, por 2 a 0, con tantos de Gandulla y Di Leo. Este último junto con Viana y Alarcón, suplantaron a Penas, Sarlanga y Alfredo González.  Hacer el balance del rendimiento del conjunto hasta esta jornada arrojaba un favorable saldo, ya que si bien el puntaje no era el perfecto y ocupaba la segunda posición, su juego prometía, de continuar, un final superior al de los torneos anteriores.

En la sexta fecha es vencido por Platense, como visitante, por 2 a 1, resignando así su condición de invicto. Sin cambios en su formación, Tenorio consiguió el único tanto xeneize. Stagi, que la temporada anterior se alistó con la casaca boquense, convirtió el primer tanto de conjunto "calamar". En la séptima fecha, en una demostración cabal de su poderío, derrotó a Racing Club, conjunto que esa tarde contó con la presencia del ex boquense Delfín Benítez Cáceres, siendo ésta la primera vez que "El Machetero" enfrentaba a su anterior equipo. El recibimiento que se le brindó al paraguayo, a pesar de lucir la camiseta celeste y blanca fue apoteótico. Sarlanga por Di Leo fue la única variante que se presentó en esta jornada. Al finalizar la primera etapa Boca Juniors vencía por 4 a 0, cifras que reflejaban claramente la superioridad que el conjunto de la ribera había evidenciado sobre la "academia". Alarcón, en dos oportunidades, y en otras dos Gandulla sacaron ventajas. En la segunda parte, con una sensible merma en su rendimiento, estuvo en varias ocasiones  a punto de quebrar la resistencia de la valla ocupada por Cuello. Sobre el final descontó J. Díaz de penal. En el siempre difícil reducto de Estudiantes de L a Plata, logró un importantísimo empate, que lo mantenía en las primeras posiciones. Sarlanga fue el autor de la conquista. Luego de dos interminables años, Boca Juniors volvió a jugar como local en su propio estadio, inaugurándose oficialmente la "Bombonera", lo que significó un acontecimiento. El rival era Newell's Old Boys, que hasta ese momento había realizado una buena campaña y peleaba los primeros lugares. Esta tarde presentó la siguiente formación: estrada; Ibáñez y Valussi; Viana, Lazzatti y Arico Suárez; Tenorio, Alarcón, Sarlanga, Gandulla y Emeal. A los 21 minutos de la primera parte Ricardo Alarcón, con un remate esquinado, abrió el marcador, aumentando  Gandulla en el segundo tiempo, luego de una gran maniobra de la línea ofensiva xeneize.

En la décima jornada empata, sin abrirse el marcador, con Vélez Sarsfield como visitante. Marante reemplazó a Ibáñez en el primer equipo. En la 11º fecha derrota, en su estadio, a Huracán por 3 a 0, con el debut del pergaminense Rosell, en lugar de Emeal, y la vuelta de Ibáñez, saliendo Marante. Sarlanga (2) y Gandulla son los scores. Con esta victoria quedó en la primera ubicación, compartiendo tal privilegio con Gimnasia y Esgrima La Plata, Independiente y Newell's Old Boys.

El 10 de junio enfrentó a River Plate en su estadio, presentando esa alineación: Estrada; Ibáñez y Valussi; Viana, Lazzatti y Arico Suárez; Tenorio, Alarcón, Sarlanga, Gandulla y Rosell. El puntero izquierdo, con un preciso cabezazo, dejó sin chance a Rodríguez, quien nada pudo hacer ante la justeza del envío. D'Alessandro, 7 minutos más tarde, igualó el marcador. En la etapa complementaria Sarlanga y Alarcón sellaron una clara y justa victoria en favor de los xeneizes. Con ese halago los azul y oro quedaron como únicos punteros del campeonato.

En la fecha siguiente visitó a Lanús y, confirmando que se perfilaba como uno de los principales animadores del torneo, y que difícilmente se producirían los altibajos de años anteriores, obtuvo una contundente victoria por 4 a 2, desplegando un brillante juego. Rosell (2), Sarlanga y Alarcón convirtieron los tantos del triunfo.

El 8 de agosto se jugó el partido correspondiente a la 14ª fecha, encuentro que habría sido postergado. En esta ocasión  Boca venció, en su estadio, a Atlanta por 4 a


(Foto) Una de las formaciones que presentó Boca a lo largo del torneo de 1940.
Ibáñez, Penas, Valussi, Estrada, Angeletti y Arico Suárez. Abajo: Tenorio,
Alfredo González, Sarlanga, Gandulla y Emeal. También alternaron con esta
formación: Lazzatti, Marante, Viana, Alarcón y Carniglia.

1, formando de esta manera: Estrada; Ibáñez y Marante; Viana, Lazzatti y Arcadio López; Tenorio, Alarcón, Sarlanga, Valsechi (quien debutaba por primera vez), Rosell y Alarcón convirtieron los tantos.

En la 25ª fecha visitó a Independiente, ante el cual cayó derrotado por el catastrófico marcador de 7 a 1, consiguiendo los rojos, de esta manera, su octava victoria consecutiva sobre la entidad de la ribera en los enfrentamientos entre ambos conjuntos. Bueno es decir que, si bien la actuación de los xeneizes estuvo lejos, muy lejos de ser un mínimo de lo que podía llegar a rendir, el equipo de Avellaneda cumplió esa tarde una gran actuación, que fue, sin duda, al mejor que desarrolló en los últimos años. Sarlanga consiguió el único tanto boquense. Como para probar que sólo se había tratado de una falsa actuación, en la fecha siguiente, cuando el primer equipo ingresó al field, la número doce le brindó una gran ovación a sus preferidos. Como para corresponder a ese recibimiento, esa tarde boca venció a Gimnasia y Esgrima La Plata por 8 a 2, manteniendo la misma formación que en el encuentro anterior. Emeal y Alarcón conquistaron dos tantos cada uno, Sarlanga, tenorio, Gandulla y Montañez (en contra) obtuvieron los tantos xeneizes, que cerraron una gran victoria. En la última jornada de la primera rueda visitó a rosario Central en su terreno de Arroyito. El paso seguro del puntero se comprobó en aquel partido. Sin mayores contratiempos y con gran solvencia derrotó a los locales por 5 a 0, con tres goles de Alarcón, otro de Sarlanga y Gandulla cerró la cuenta.

De esta manera Boca Juniors finalizó la primera ronda en la primera colocación con un punto de ventaja sobre sus inmediatos perseguidores, Independiente y Huracán, que lograron 25 puntos. Comienza la segunda rueda, Boca se afianza en el primer lugar y no detiene su marcha hasta lograr otro campeonato.


Continúa

 

Volver a la portada

 


Desde el 15 de noviembre de 2000